Saltar al contenido

¿Conoces el Espiritismo de Cordón? Su fe y prácticas en Cuba

Espiritismo de cordón

El Espiritismo fue definido por Allan Kardec como la doctrina fundada en la existencia, las manifestaciones y las enseñanzas de los espíritus para con los seres humanos.

Desde el punto de vista religioso los espiritistas aseguran que el espiritismo nace sobre la base de las verdades de todas las religiones.

El Oriente de nuestro país es la cuna insigne del Cordón espiritista, destacándose en su práctica provincias como Las Tunas, Granma y Holguín.

Este culto podría catalogarse como una de las prácticas religiosas más antiguas de nuestro archipiélago pues los bailes de los que se componen sus ceremonias tienen sus raíces en el areito, danza autóctona de nuestros aborígenes.

Templos espiritistas de Cordón en Cuba

El primer templo para desarrollar el espiritismo de Cordón en la región de Oriente fue construido en Guisa en 1905, a partir de este comenzaron a surgir otros sitios para desarrollar esta disciplina a lo largo y ancho de toda Cuba.

Buscando Luz y Verdad es uno de los templos más célebres que ha tenido nuestro país.

Los practicantes afirman que en estos centros se sienten impregnados de energía, lo que favorece la comunicación con el mundo espiritual y facilita que se instaure una estrecha relación entre el médium y las entidades cósmicas.

Los cordones no solo establecen entre sus prácticas la comunicación con el más allá, también se realizan rituales de sanación, los cuales se complementan con el uso de inciensos, de hierbas medicinales y de agua.

Además, se realizan sesiones para santiguar y despojar empleándose fundamentalmente la albahaca, el vencedor y la salvadera, hierbas que se combinan con rezos.

El despojo en sí busca brindar protección contra las malas influencias y limpia las impurezas del plano astral.

¿Por qué se llama Espiritismo de Cordón?

Los creyentes se toman de las manos creando una especie de cordón (de ahí el origen de su nombre) o círculo y comienzan a danzar en sentido opuesto a las manecillas del reloj.

Mientras, cantan plegarias y realizan movimientos con las extremidades superiores e inferiores hasta entrar en trance y es entonces cuando reproducen los mensajes provenientes de los seres con los que se encuentran conectados.

Fe y principios de los «cordoneros»

La fe de los cordoneros va orientada a obtener progreso espiritual, a saldar deudas de encarnaciones anteriores y a redirigir sus actos en pro del amor al prójimo y la misericordia, bajo la guía de las doctrinas espiritistas y su ciencia.

Es frecuente encontrar en estos templos estatuillas de santos, estampas y retratos de hermanos practicantes a los cuales se les invoca con el pensamiento, algunas ramas de esta misma creencia aseguran que estos actúan como seres protectores.

Estas instituciones se encuentran dispuestas bajo una estructura jerárquica encabezada por el director del centro, el médium cabecero, los médiums responsables y los médiums de trabajo.

Las prácticas del bien y el amor al prójimo como preceptos esenciales deben ser siempre honrados por todo creyente, dando fe de esta forma de sus buenas intenciones y demostrando el compromiso de respetar y salvaguardar las enseñanzas de la religión.

Autor: Ninette Fernández

Espiritismo de cordón
error:
Copy link
Powered by Social Snap