Saltar al contenido

Ika Irete ¡Nunca revele los secretos que lo salvan ante el enemigo!

Por: Ninette Caren Fernández

Ika irete venganza

En el pueblo habitaba un cazador que se encargó de exterminar a todos los elefantes de la zona.

Este hombre era un ser lleno de melancolía y rencor, y al haber agotado indiscriminadamente la fuente de sus ganancias no le quedó más remedio que sentarse en la puerta de su casa a escuchar viejas historias y ver pasar el tiempo.

Sus lanzas entonces se encontraban tiradas en un rincón de la casa sufriendo los agravios del olvido y las penas.

Pataki donde el cazador reveló su poder y así se hizo venganza

Un día el hombre no pudo soportar más su estado y decidió partir hacia otras tierras lejanas para continuar desarrollando el exterminio de elefantes, hecho que le causaba gran placer.

Luego de mucho caminar se topó al más viejo de los elefantes, quien ya cegado por los años se remojaba en un estanque.

Sin pensarlo, lanzó una de sus flechas otorgándole la desgracia de padecer una muerte inminente.  

Cuando la noticia llegó a los oídos de la hija del elefante esta le pidió a Orunmila la oportunidad de convertirse en una bella joven y así poder vengar la muerte de su padre, petición a la que el oráculo de Ifá accedió oportunamente.  

Después de mucho andar por el bosque la mujer encontró al cazador, como era de noche esta le pidió albergue y él al saberla joven y hermosa la dejó pasar.

Esta le preguntó cuál era su oficio, a lo que el despiadado hombre contestó:

Ser el mejor cazador de elefantes que la humanidad hubiese visto.

El hombre fue recíproco con la pregunta, por lo que la joven le confesó haber salido de casa junto a su padre, pero en el trayecto hacia su destino haber sido víctimas de las manos de un asesino.

Quien le perdonó la vida por el simple hecho de haber ignorado su presencia, suerte con la que no había corrido su padre, quien había perecido en el acto.

Cuando la vanidad y el orgullo reinan, la razón se nubla

A la mañana siguiente cuando la joven disponía marcharse el cazador la interrumpió impidiéndole la salida de la casa y en su defecto, le propuso que se casara con él pues ambos estaban solos en el mundo y de este modo se harían compañía.

Desde ese momento comenzaron a vivir juntos.

  • Una noche la joven le preguntó al cazador cuál era su secreto para vencer a un elefante, este hinchado por el orgullo le confesó todos sus trucos.

Durante la noche la bella joven abandonó la cabaña y se internó en el bosque tomando su forma original.

Cuando el hombre despertó salió a buscarla desesperado y en su lugar encontró una elefanta, este sacó su lanza para atacarla, pero en un abrir y cerrar de ojos la hija del elefante lo había aniquilado empleando sus propios trucos, logrando vengar a su padre.

Conoce más sobre Orula el gran Oráculo de Ifá:

Ika irete venganza
Etiquetas
error:
Copy link