Saltar al contenido

Siembra de maíz para la salud ≫ Ofrenda a Madre Yemayá

Yemayá ofrenda

Yemayá es la madre de todos, la reina universal y muy generosa. Nuestras plegarias siempre llegan a ella y nos brinda con amor respuestas a nuestros ruegos.

Con esta obra puedes recurrir a ella para que mejore tu salud o alguna persona que tengas enferma.

El maíz es un importante elemento en nuestra religión de la Regla de Osha (santería), le agrada a todos los Orishas y está presente en todas las ceremonias, es una planta sagrada que atrae el favor de las deidades y la prosperidad.

A los Guerreros les encanta y se le ofrece tostados, a Shangó, los Jimaguas Ibeyis y a Obbatalá en forma de harina, a Oshún y Yemayá en mazorcas, como a San Lázaro y así, es del agrado de todos los Orishas.

Ofrenda de maíz a Yemayá para abrir caminos

Ingredientes que necesita:

  • Recipiente
  • 7 mazorcas de maíz
  • Azúcar blanca
  • Azúcar morena
  • 7 centavos
  • 1 Vela blanca

¿Cómo preparar la siembra en nombre de Yemayá?

  1. Tome un recipiente y coloque las mazorcas de maíz con agua, que no cubra el maíz completamente, o sea, a ras de agua.
  2. Encima de cada mazorca echas un poco de azúcar blanca y azúcar morena y sobre cada una, un centavo.
  3. Se enciende la vela y colocas el recipiente al pie de Yemayá y le pides su bendición. Le dices para qué estás haciendo esta ofrenda y lo que deseas alcanzar con tu petición.
  4. El recipiente lo debe dejar hasta que la siembra crezca.
  5. Si no tienes Yemayá también puedes hacer esta obra, confía en ella y te será dado, lo único que necesitas es mucha fe y amor. Puedes poner la siembra donde sea más favorable para que prospere.

Recomendaciones para la siembra de maíz:

Recuerda que: “Si agua no cae, maíz no crece”.

Cuando veas que la siembra no tiene agua debes echarle y de vez en cuando prender una vela de nuevo para invocar a Yemayá y pedirle todo lo bueno, pero sobre todo mucha salud, porque sin salud no somos nada.

Si la siembra nace significa salud, evolución, nuevos comienzos y prosperidad. Si no florece, puede volver a realizar la obra.

En el caso de que la siembra se dé próspera y hermosa no la quite, déjela florecer y permita que esa energía poderosa fluya en su casa. Si luego la planta se marchita, se torna mustia o comienza a morir, puede botarla a la basura.

La falta de atención puede provocar que la siembra no se dé correctamente, así como el lugar que elijas para ponerla y la cantidad de agua que le eches.

Que con esta ofrenda la bendición de Yemayá le alcance y le brinde todo lo lindo de este mundo, recuerde pedir siempre el bien, nunca el mal, y todo lo que haga de corazón se le multiplicará.  

Para invocar a Yemayá, hablar con ella y rezarle le recomiendo leer los siguientes artículos:

Yemayá ofrenda
error:
Copy link
Powered by Social Snap